En casa del herrero, cuchara de palo

Receta ROYAL bacalao con samfaina en el blog de ROYAL

Y entre el frío, los tuppers y la crisis… ¡platos de cuchara para todos!

Asumámoslo. El frío ya está aquí, y un buen plato caliente es, además de una buena rima, el mejor reconstituyente. Te ponemos en situación: ‘imagina el viento helado soplando afuera, mientras tú estás en casita con la calefacción a tope y los calcetines de esquiar puestos, disfrutando de un fabuloso bacalao en samfaina que está caliente, pero no quema. En su punto…’ ¿Cómo lo ves?

A medida que bajan las temperaturas, nos gusta subir la de nuestros platos. Hasta aquí normal. Lo que nos ha llamado la atención (que no sorprendido) tras leer esta noticia es que los platos típicos con legumbres (potajes, cocidos…) vuelven a estar de moda. ¿Y por qué? Pues por la necesidad de seguir apretándonos el cinturón.

Las legumbres son baratas, nutritivas y combinan con todo: verduras, vegetales, pescado, huevo, arroz… Además los platos que las contienen suelen ser bastante completos, por lo que son una muy buena opción a la hora de llenar el tupper, ya que nos simplifican el número de recipientes que tenemos que llevar.

Por otra parte, que el consumo de legumbres haya aumentado es algo muy positivo para todos, como destaca Gregorio Varela, presidente de la Federación Española de Nutrición (FEN), así como la ingesta de pan, otro de los buenos hábitos que se había perdido.

Debido a la falta de tiempo Varela recomienda, por ejemplo, las legumbres comercializadas en bote, como los garbanzos o las lentejas, o el gazpacho envasado. Son “perfectos” para practicar una dieta mediterránea sin destinar a su preparación un tiempo que en ocasiones escasea.

“Ahora no podemos decir haz un potaje mediterráneo que cuesta dos horas y media de tiempo y no vayas al trabajo, porque no puede ser, fracasaríamos”, ha resaltado.

Sin embargo, esta falta de tiempo no puede ser una “excusa” para no llevar a cabo una dieta mediterránea, ya que se puede hacer “en menos de tres minutos” con “una salsa de tomate ya preparada a la que le echo un chorro de aceite y le pongo bacalao”, y además es “barato”. Vamos, un bacalao con tomate con garbanzos pre-cocidos.
Y hablando de bacalao, ¡es perfecto para los platos de cuchara! Ya sea bacalao a la catalana, o con legumbres como este delicioso bacalao a la llauna, este pescado ¡queda bien con todo! ¿No te lo crees? ¡Pues haz la prueba!

Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Comentarios

Puedes usar estas etiquetas HTML y características: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>

*